¿Cómo se hace la puesta a punto del aire acondicionado? Después de una larga temporada con temperaturas bajas, toca sacarle brillo a nuestros sistemas de aire acondicionado para que optimicen su funcionamiento y vuelvan a trabajar con el mismo potencial que el primer día pero…

 

¿Qué parámetros tendremos en cuenta? ¿Puede hacerla un particular o debemos de solicitar los servicios de un profesional? En esta entrada aclaramos todas estas cuestiones y mucho más. ¿Empezamos?

 

7 Consejos para la puesta a punto del aire acondicionado

 

1- Manual de instrucciones

Como en todos los aparatos eléctricos, nuestro aire acondicionado viene provisto de un manual de instrucciones en el cual se nos dará unas pautas para la revisión y el mantenimiento del mismo.

 

En general, la mayoría de sistemas de aire acondicionado tienen los mismos procesos para la puesta a punto, pero es necesario cerciorarse que el nuestro en particular no tiene ningún añadido además de los procesos generales.

 

2- Electricidad

Para nuestra seguridad y la del mismo sistema, es conveniente apagar el interruptor del sistema de aire acondicionado del cuadro eléctrico.

 

3- Limpieza de filtros

consejos para la puesta a punto del aire acondicionado

Los filtros son componentes muy sensibles en este tipo de sistemas ya que, retienen todo tipo de impurezas del aire como pueden ser ácaros, virus, bacterias… Y precisamente por eso es importante su limpie

za a fondo sobre todo si queremos que las personas con algún tipo de alergia se sientan cómodas en nuestro espacio.

 

La tarea es bastante sencilla: abrimos la tapa del Split (unidad interior) y retiramos los filtros. Una vez tengamos los filtros en nuestro poder (normalmente son 2) podemos usar primero una aspiradora para retirar las partículas y posteriormente los cepillamos con agua.

 

Una vez acabada la tarea, que no nos llevará más de 15 minutos, los dejamos secar siempre en un lugar aireado pero sin contacto directo con el sol y cualquier fuente de calor.

 

4- Limpieza de la unidad exterior

La batería, que se encuentra justo detrás de la unidad exterior, también suele acumular mucha suciedad y es conveniente limpiarla a fondo al menos una vez al año.

 

Esta operación es algo más complicada ya que, si no tenemos la destreza necesaria, podemos acabar doblando las aletas. Es por eso que si tenemos esa zona muy perjudicada, es conveniente contratar los servicios de un profesional que mediante el aire a presión nos la dejará como nueva.

 

También existe la opción, menos efectiva, de emplear un cepillo y mucha paciencia pero no es recomendable.

 

5- Polvo Split interior

Además de los filtros, la unidad interior también puede acumular mucha suciedad dependiendo del uso que le demos al sistema de aire acondicionado.

 

Es por eso que debemos usar un trapo con agua y jabón y limpiar toda la unidad dando más importancia a las zonas donde se acumulan las partículas como pueden ser las rejillas. Es conveniente secar muy bien después del proceso.

 

6- Función ventilador

Para asegurarnos que el sistema de aire acondicionado queda en óptimas condiciones de limpieza, podemos activar la función ventilador con nuestro mando a distancia y dejarla activa durante una media hora. Con esta tarea el sistema acabará de expulsar cualquier resto de suciedad que pudiera contener en las aspas. (Recordar activar el interruptor de la luz en el contador)

 

7- Comprobar la carga del gas refrigerante

La carga del gas refrigerante es importante para el funcionamiento del sistema de aire acondicionado, pero, más importante es saber a qué se debe la falta de este gas ya que, si el sistema está en óptimas condiciones, no debería de escasear este tipo de gas en ningún momento de la vida útil del aparato.

 

Para saber si tenemos algún problema de este tipo, es necesario que nos fijemos en los diferentes síntomas que puede aparecer:

 

  1. El aire acondicionado no enfría o enfría poco
  2. Se congela la tubería de cobre en la unidad exterior
  3. Se congela la unidad interior
  4. Gotea la unidad interior

 

Así pues, si tenemos alguno de estos síntomas, es necesario llamar a un profesional que mediante el uso de manómetros verificará la posible fuga y nos dará solución inmediata.

 

 

Ahora que ya tienes las claves para tener una puesta a punto del sistema de aire acondicionado, recuerda ventilar las estancias a primera hora y no abusar del termostato ya que, 21 grados centígrados son más que suficientes para crear un ambiente confortable.

 

Relacionados

Los 7 proyectos de energías renovables más ambicio... El uso de combustibles fósiles para la generación de energía disminuye a medida que aumenta la preocupación por las emisiones de CO2 y su impacto en c...
Evolución tecnológica: del primer aire acondiciona... La historia del enfriamiento artificial, más conocido como aire acondicionado, arranca en tiempos de los egipcios, que ya usaban técnicas para paliar ...
Bombas de calor, tipos y aplicaciones ¿Qué es una bomba de calor?  Una bomba de calor es una máquina térmica que extrae el calor de una fuente fría a otra caliente con gran efica...
Control de aire acondicionado de Legrand: comodida... Conseguir un control del aire acondicionado que sea apropiado puede implicar un juego continuo con los aparatos y la apertura de las ventanas y puerta...